Las brujas que somos

Las brujas que somos
La vida está en gran parte compuesta por sueños. Hay que unirlos a la acción: Anaís Nin

martes, 16 de septiembre de 2008

Los dedos filosos acosan mi garganta.










….

Me siento tan sola, que un culo orinado sería sabroso

¿Qué te importa más?

¿El nuevo concierto de la “academia” o que el equipo mexicano haya “ganado” el último partido contra Canadá? No, no ya se… ¿Qué tal que hoy es día de “Sobritas”?



¿Sabias que otra vez le pusieron nuevo nombre y señorcito con corbata a la masacre de Acteal, y que ahora sí (humm ¡aja!) nos contarán por que hace más de diez años los paramilitares destriparon a niños, mujeres y entre los alaridos y desesperanza, sus hijos fueron arrancados de los vientres y los coños fueron solo vaginas desgarradas?



…No, no… espera, ¿Ya celebraste el “orgullo de ser mexicano” al ganar dos medallas de oro en los juegos olímpicos en transmisión nacional y con Nike o Coca Cola como testigos? ¡! Uf, que emoción!!



Seguramente los cuerpos de los masacrados en el Charco ya terminaron de incorporarse a la tierra y nunca narrarán su historia, aquella que se pretendió perder entre las buenas nuevas del sospechosísmo y la mentira. Su voz, que parecía débil, no alcanzaba a dibujar el mapa de Ayutla de los libres, comunidad de Guerrero, donde fueron colocados, uno, dos, tres, cuatro… diez cuerpos como reses sangrando, como pequeños animalitos muertos, después de la - otra vez- masacre que perpetraron los integrantes del “valerosísimo” ejercito mexicano, pesando sobre los campesinos y estudiantes que se encontraban en el lugar, la sospecha de “subversivos” esa afrenta, que es muy fuerte, y se castiga también con tortura, sino pregúntenle a Erika Zamora Pardo y Efrén Cortés Chávez, quienes fueron detenidos ahí y “tiernamente” sus vidas fueron torturadas y encarceladas en prisiones de alta seguridad como presuntos miembros del Ejército Revolucionario del Pueblo Insurgente (ERPI). ¡Pa´ que aprendan!, seguramente dijo el Estado Mexicano, solo así se “salvarán los hijos descarriados”.

“…Patria, que inermes tu hijos, bajo el yugo su cuello dobleguen, tus campiñas con sangre se rieguen, sobre la sangre se estampe su pie”.



¿Cómo? ¿Qué es eso? ¿A poco existe Ayutla de Los Libres, Gro? Ululé no sabía, pero Ayy, ayy, no seamos trágicos, eso paso hace mucho tiempo y pues a lo mejor se te está antojando un taquito a las postrimerías de la celebración del 15 de septiembre.

¿Te irás de jarra con tus amigos? ¿Andas ya de puente, festejando la independencia de “ser mexicanos”?



Mi cuerpo también se desagarra y el vomito se vuelve el alimento más preciado, cuando esas mujeres presas en Atenco, fueron obligadas a meter las bocas en vergas inhiestas de placer, cuando sus culos y coños fueron manoseados por las manos rotas de la miseria humana, de ese que dicen en la tele, ¡te protege! De ese que cuida ¡tú! seguridad, es el guardián del orden, y al fin y al cabo todo se justifica, es por ¡tú seguridad!


Me duelen como a ti los senos Ernestina Asencio, madre, indígena veracruzana. A mi también los milicos de mierda me tomaron y jugaron a los pellizquitos con mis pezones. Desgarraron mi seco rostro del campo, intentaron cubrir con sangre mi futuro y como a ti… dos, tres, cuatro verguitas de uniforme verde, hicieron crujir sus dientes con sarro, los dientes de quien sabe tiene poder y se regocija con él.



Pero espera, no pienses en eso, ¿Para que? ¿Que feo, verdad? Mejor cuéntame, ¿ya te compraste un nuevo celular?, que tal un ipod, no, no mejor, ¿ya ahorraste, juntaste unos pesitos para una televisión con pantalla gigante, esas de plasma que te permitirá ver el final de la telenovela?



Una mujer mete dos dedos filosos en el fondo de la garganta, y desde ahí, le canto al luto de hoy, al luto que hay en mis nalgas dormidas, en mi clítoris, en mi semillita mordida, que hoy llora por las más de las seis mil mujeres asesinadas en México por feminicidio, brindemos por el segundo lugar en explotación sexual a menores, y que tal el segundo lugar en Latinoamérica por crímenes por homofobia, y… Aún hay mucho más… Aguas Blancas, y la lucha del Frente por la defensa de la tierra y la lucha de los maestros en Morelos, y la APPO y el 60% de los personas económicamente activas que pertenecen al sector “informal” por no hablar de los que no tienen empleo, y los más de once millones de mexicanos, que huyeron con la promesa de la sobrevivencia y las comunidades indígenas acosadas por el ejercito y el gobierno mexicano… y los presos políticos … y… la apatía humana… y la pobreza como la mayor violencia… y…

Mejor…

Ya no les arruino su noche…

¡Que viva México!

¿Qué viva México?

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Viva México, el país que haces, el sin tiempo, el internacional , el oprimido y mágico, el libertario, sin fronteras, lleno de corajes, de mujeres profundas, la historia de muertas y dormidas, las de ayer y ahora, una pequeña luna cincuentona que se ve reflejada y multiplicada en flores nuevas, gracias por llegar entre furias, oleajes bravos de este mar sombrío.

luna_zapatista_poliamorosa alias Diana dijo...

Que viva la construcción del hálito nuevo, el que nos permita no sólo sobrevivir sino estar y ser con los otros, el que nos permita reflejarnos y estar con codo, coño o voluntad con el que te sonrie o gruñe, el que celebre o llora. Gracias por las gotas de sangre y las historias