Las brujas que somos

Las brujas que somos
La vida está en gran parte compuesta por sueños. Hay que unirlos a la acción: Anaís Nin

martes, 28 de julio de 2009

Manifiesto de Perras Libres







MANIFIESTO






Perras Libres no es un proyecto. Es lo que somos y cómo hemos elegido vivir. Nos gusta llamarnos Perras porque es lo que nos gritan en la calle o lo que susurran a nuestras espaldas cada vez que nos salimos de las normas de lo que supuestamente debería ser el comportamiento una mujer. ¿Por qué rechazamos esas normas? Muy sencillo, porque anadie nos consultó si estábamos de acuerdo con ellas. Nos encanta y nos excita adueñarnos de un insulto que pretende avergonzarnos y convertirlo en un chiste. Es también un guiño al trabajo de Natalia Iguiñiz, Habla Perra. Somos Libres, pero no libres en el sentido del Himno Nacional. La libertad no es un concepto sino una conducta. Por lo tanto, buscamos ser libres mediante nuestras acciones. Perras Libres surge de la unión de las hermanas Elsie Ralston Bustamante y Elisa Fuenzalida Bustamante, trabajadoras, agitadoras, escritoras, investigadoras, artistas e inventoras. No somos nadie especial y a la vez noscreemos con pleno derecho a romperlo todo. No somos un club. Trabajamos de forma colaborativa. No surge ni en Lima (donde reside Elsie), ni en Madrid (donde reside Elisa). No tiene fronteras, pasaporte o bandera. Surge en nuestras experiencias, donde quiera que tengan lugar y de las de todos los grupos de personas que se sientan afines a nuestros cuestionamientos. Perras Libres no es un movimiento apolítico; todo lo que hacemos y decimos tiene un fin revolucionario y crítico. Nos valemos de la ironía, porque no creemos en una revolución aburrida ni violenta. Para aburrirnos ya tenemos la televisión y para violentarnos a los ejércitos. ¿Cuál es nuestro campo de interés? Todo. No creemos en la imaginación como un medio de evadirse sino de vincularse al mundo y de buscar soluciones a las desigualdades que tienen lugar en él. Muchos de estos problemas surgen debido al colonialismo, en el sentido más amplio del término. Un ente poderoso que seapropia del discurso de aquel al que ha oprimido y que, tergiversándolo, se adueña de su identidad. Sean hombres sobre mujeres, burgueses sobre proletarios, ricos sobre pobres, blancos sobre todos los demás. Siempre hay uno que consigue pararse sobre el resto y vivir de su trabajo. No rechazamos ni a hombres, ni a burgueses, ni a ricos, ni a blancos, ni a adultos, rechazamos la usura, la plusvalía, el abuso y la ignorancia. En suma, un modo de vivir que no da más de sí. Somos pacíficas, pero no somos mansas. Nuestros cuerpos son armas de lucha. Nuestra sexualidad una fuerza de choque. No somos bisexuales, ni lesbianas, ni mucho menos heterosexuales. Si somos algo, seremos queer. Pero tampoco. Por eso hemos inventado el término "cuyr", porque si la teoría no alimenta el deseo y la necesidad del pueblo, entonces es teoría de café. No creemos en la poesía de mujeres y mucho menos en la poesía para mujeres. Sí que nos excitan los hombres, perono los hombres de guión de anuncio publicitario sino los hombres de verdad: con tetas o sin tetas, vestidos de corista de puticlub o de cualquier cosa menos militares o monaguillos. El género no está en los genitales, creemos que esta es una verdad tan grande como el agujero en la capa de ozono. Nos gusta el porno no industrializado, igual que la comida sin hormonas y el conocimiento libre, sin derechos de autor. Por eso, todas las imágenes que producimos así como los textos que firmamos son Copyleft. Nos gustan los hombres con piel de princesa y las mujeres con bigote. No somos fans de nadie, pero hemos leído con entusiasmo a Virginie Despentes, a Saussure, a Sade y a Foucault.Creemos también que hay otros entes malignos que se oponen entre los individuos y su plena libertad. Por ejemplo la cultura "oficial." Nunca podrán censurar una muestra nuestra alegando que hemos ofendido el honor católico, en principio porque no tenemos intenciones de hacer ninguna muestra en ninguna galería. Nuestro laboratorio es la calle. A los espacios privados sólo vamos a comer y tomar gratis. Tenemos manos para escribir, dibujar, clickear, cortar y pegar. Ojos para enfocar y todo el cuerpo para hacer con él lo que nos dé la gana, con derecho pleno a que nadie nos amedrente ni estigmatice por ello. Y como decíamos arriba, nuestras acciones definirán lo que somos. Tenemos tetas que con el tiempo se caerán y pene de poner y sacar. Somos chicos, somos chicas, somos mounstras y somos perras. Lo que buscamos es agitar calles, mentes y sobretodo, cuerpos. Nuestra sexualidad y sensibilidad son una bomba que desnuda, cúbranse...

1 comentario:

Anónimo dijo...

De nuevo estoy al pendiente de tus escritos Luna zapatista. Muchas gracias por las lecciones de feminismo, no conocia del tema y la manera en que lo explicas me ha resultado muy nutritivo. Apenas conoci el programa de la casa de los mil cuartos, me han quedado mas dudas de las que tenia, por lo que me atrevo a hacerte una pregunta. Es el poliamor un estilo de vida de los privilegiados que no creen en la matrimonio? Como es posible hablar de proyecto politico en la intimidad? Espero encontrar una respuesta en el programa.

Admiro tu esfuerzo Luna poliamorosa. Me adhiero a tu manifiesto.

Salu2.
El cazador de mariposas.