Las brujas que somos

Las brujas que somos
La vida está en gran parte compuesta por sueños. Hay que unirlos a la acción: Anaís Nin

lunes, 14 de julio de 2008

procaz delirio de belleza grotesca que escurren en libélulas pegajosas.



Tengo pasión Artoniana.
Diana Marina Neri Arriaga


Tengo versos puercos…


Hoy tengo tantas ganas de revolcarme en lodo contigo y que busques en mi ombligo algún resabio de suave sombra.
Estoy sucia como jamás imagine, procaz delirio de belleza grotesca que escurren en libélulas pegajosas.


¿Por qué escandalizarse, huir ante el cuerpo minado de lo obsceno?
¿Es que nos miramos tan cerca de nuestros miasmas que tenemos el hueso roto expuesto?
¿Tememos que la pasión se asome al horror?

Degusta trozos de vidrio y sentirás el regir de tú garganta.
Juega con la polilla copulando en la punta de tus sudores, y lo mejor: mezcla tus olores de calcetines sucios y bragas olorosas de semana y aspiren fuerte, fuerte mientras cojen.


¿Por qué no en lugar de joder al que se puso traje de prójimo, de vivir en esa eterna y pasmosa indiferencia que te vuelve cruel y maquinico, te avientas un gas con otro y te ríes?



Juega a las escupitinas y chupa sobre el cuerpo de un desconocido la delicada hierba de saliva jugosa.


La carcajada de la muerte es el mejor acto de buen gusto.


Se fino, finamente guarro, diviértete amando, diviértete pudriendo a la desesperanza.

No hay comentarios: